Rocket Fuel

Quo Vadis: un clásico inmortal en 10 curiosidades

27 junio 2019

Entre todas las grandes producciones de la edad dorada del Hollywood clásico, Quo Vadis fue una de las más ambiciosas y épicas que pudo verse en la gran pantalla. Dirigida por Mervyn LeRoy, protagonizada por Robert Taylor, Deborah Kerr y Peter Ustinov y candidata a ocho premios Oscar (¿Cómo es posible que no se llevase ninguno?), la adaptación homónima de la novela de Henryl Sienkiewicz, es uno de los péplums más recordados de la historia.

En Canal Hollywood no nos olvidamos de los grandes títulos que han forjado la meca del cine, y por eso emitimos este gran clásico del séptimo arte el domingo 30 de junio a las 11:10, una cita imprescindible para todo cinéfilo. Y aprovechamos la ocasión para descubriros diez curiosidades muy interesantes de esta mítica película.

  • Cuando Audrey Hepburn estuvo a punto de ser Ligia

Inicialmente, el papel de Ligia iba a ser interpretado por Elizabeth Taylor pero tras la salida de John Huston (del que hablaremos más adelante) del proyecto, la actriz fue relevada por la MGM. Tocaba buscar una sustituta y entre los nombres que sonaron con fuerza estuvieron los de Lana Turner y Janet Leigh. Sin embargo, el actor inglés Alec Guinness recomendó al director de la película, Mervyn LeRoy, que apostase por una joven promesa británica que tenía madera de convertirse en una estrella. Esa promesa era Audrey Hepburn. Pero los ejecutivos de la MGM desestimaron tal propuesta por un motivo muy simple: no era una actriz famosa. De ahí que el papel recayese en Deborah Kerr. Hepburn se volvería famosa dos años después del estreno de Quo Vadis, con la fabulosa Vacaciones en Roma, por la que ganó el Oscar.

  • Escenas de riesgo, las justas

Aunque el diseño de producción de Quo Vadis fue uno de los más ambiciosos que se recuerdan en la era del Hollywood clásico, en la película se modificó una escena esencial de la novela de Henryk Sienkiewicz para evitar correr cualquier tipo de riesgo. En la versión original de la historia, Ligia es atada al dorso de un toro, algo que se modificó en su adaptación al atarla a un palo. La decisión fue para evitar que tanto Deborah Kerr como una posible doble corriesen peligro alguno.

  • Peter Ustinov tenía la misma edad que Nerón

Peter Ustinov fue nominado al Oscar por su papel del emperador Nerón. No es de extrañar, ya que su interpretación es soberbia. Quizá el Nerón más recordado de la historia del cine. Sin embargo, estuvo a punto de no tener el papel. Según narró el actor  en sus memorias, logró convencer en sus pruebas tanto al productor y director original del proyecto, Arthur Hornblow Jr. y John Huston, como a los que les relevaron en el cargo, Sam Zimbalist y Mervyn LeRoy. Sin embargo, el estudio no estaba convencido ya que consideraban al intérprete “demasiado joven” para el papel. El actor fue muy sagaz, y respondió al estudio que si detenían el inicio de rodaje un año más, sería “demasiado viejo” para ser Nerón, ya que el emperador romano murió con solo 31 años (Ustinov tenía 29). La respuesta de MGM fue más que positiva: “La investigación histórica ha concluido en que tiene razón. El papel es suyo”.

  • La versión de John Huston que no llegó a terminarse

Ahora toca hablar de esa versión fallida que iba a dirigir John Huston y que iban a protagonizar Gregory Peck y Elizabeth Taylor. El director de Cayo Largo y La reina de África fue apartado de la dirección y Arthur Hornblow Jr. de la producción debido a las fuertes desavenencias con el productor jefe de MGM, Louis B. Mayer. El descontento empezó con las grabaciones que le enviaba Huston desde Roma, pero lo que realmente ofendió al productor y provocó la salida de ambos fue el guion, en el que el director de El honor de los Prizzi utilizaba la persecución de Nerón a los cristianos como alegoría de la caza de brujas anticomunista organizada por el senador republicano Joseph McCarthy. Después de dos semanas de rodaje, MGM paró de golpe la producción para reescribir completamente el guion y darles la tarea de productor y director a Sam Zimbalist y Mervyn LeRoy, respectivamente.

  • Rodaje en los estudios Cinecittà (rodaje en varias zonas de Italia)

MGM tenía planeado adaptar la novela de Henryk Sienkiewicz desde finales de la década de los 30. El estudio tenía intención de rodar en Italia para darle mayor realismo a la película pero estalló la Segunda Guerra Mundial y toda la producción se paró. Terminado el conflicto, MGM decidió reiniciar la producción en el país transalpino. La decisión fue más que correcta porque Italia había vuelto a abrir los estudios Cinecittà, construidos por Benito Mussolini con fines propagandísticos pero reconvertidos en un auténtico set de rodaje gigante, el más grande de Europa y que en los 50 logró un lavado de cara gracias a las mastodónticas producciones que se rodaron en sus instalaciones, muchas de ellas de Hollywood. Quo Vadis fue uno de los primeros largometrajes en rodarse en los renovados Cinecittà y uno de los primeros en los que la prensa usó el término “Hollywood on the Tiber”, para hacer referencia a producciones estadounidenses rodadas en Roma que no estaban tan controladas por el sistema. Sí, Ben-Hur también se rodó allí.

  • Su conexión musical con Ben-Hur

El compositor de origen húngaro Miklós Rózsa fue el encargado de componer la banda sonora de Quo Vadis. Una de las piezas utilizada en la película de Mervyn LeRoy la reutilizó posteriormente cuando escribió la música de Ben-Hur. El tema “La marcha de Galba” puede escucharse al inicio de la famosa escena de la carrera de carros de la cinta de William Wyler, así como también al final de la secuencia. Eso sí, no hay que confundir la pieza “La marcha de Galba” con la mítica Desfile de aurigas” , que sí fue compuesta específicamente para Ben-Hur.

  • El debut hollywoodiense de Sophia Loren y Bud Spencer

Quo Vadis supuso el debut hollywoodiense de dos grandes estrellas del cine italiano: Sophia Loren y Bud Spencer. Cabe recordar que en ese momento no eran tan conocidos fuera de su tierra. Curiosamente, su primera incursión en la industria estadounidense fue en su propio país, al rodarse la película en los Cinecittà. Otro cameo, aunque este sí que fue una de estrella conocida en ese momento, fue el de Elizabeth Taylor. La actriz que originalmente iba a ser Ligia tiene un breve papel como cristiana en las cárceles del circo.

  • Salvó a MGM de la bancarrota

Quo Vadis fue un absoluto éxito de taquilla. En su año de estreno, obtuvo más de 11 millones de dólares, convirtiéndose en la película más taquillera del año 1951. Finalmente, su recaudación llegó a los 21 millones de dólares, triplicando en beneficios su presupuesto. Ajustando lo recaudado a la inflación, el filme de Mervyn LeRoy habría obtenido 200 millones de dólares y gracias a sus resultados financieros, evitó que MGM acabase en la bancarrota.

  • Una megaproducción con muy pocos estadounidenses

Aunque Quo Vadis fue una producción hollywoodiense, la mayor parte de su reparto era británico o italiano. Solamente eran de origen estadounidense Robert Taylor, Buddy Baer, Peter Miles, Arthur Walge y William Tubbs. Visto así parecen muchos pero en cifra son menos que Deborah Keer, Leo Genn, Peter Ustinov, Patricia Laffan, Finlay Currie, Felix Aylmer, Nora Swinburne, Ralph Truman, Norman Woodland o Nicholas Hannen, todos de nacionalidad británica.

  • Un diseño de producción cuidado hasta el mínimo detalle

Donde se nota la ambición de Quo Vadis es en su diseño de producción, decorados y vestuario. La producción en estos departamentos empezó en 1948, dos años antes del inicio del rodaje. Se construyeron escenarios al aire libre, se creó el enorme Circo de Nerón y un sector completo de los Cinecittà recreó la Antigua Roma. Además se confeccionaron cortinas, alfombras, copas de metal y vidrio y carromatos. También se trajeron animales exóticos de varias partes de Europa, como leones, caballos y toros. A nivel de producción, Quo Vadis es uno de los mayores exponentes del péplum al no escatimar en gastos, lo que le confirió una autenticidad difícilmente de reproducir en la actualidad.

Está claro, no hay nada como disfrutar de un buen clásico de la época dorada de la Meca del Cine y Quo Vadis es uno de ellos. Una experiencia cinematográfica única que en Canal Hollywood queremos rememorar, recordando ese amor apasionado entre Marco Vinicio y Ligia. No lo olvidéis, este domingo 30 de junio a las 11:10 tenéis una cita con la Antigua Roma.

Con o sin ola de calor, ¡nuestras estrellas cumplen años!

¡En julio cumplen 5 titanes!

27/6/2019 LEER MÁS

¡La mítica Matrix cumple 20 años en alta definición!

¿Pastilla roja o azul?

27/6/2019 LEER MÁS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *